lunes, 13 de mayo de 2013

Disparando el Detonador Cósmico (Entrevista con Robert anton Wilson, Parte I)


Disparando el Detonador Cósmico (Parte I)

 

 


 

Por David Jay Brown y Rebecca McClen Novick

Traducción: Guillermo Mazzucchelli

 

Robert Anton Wilson obtuvo su doctorado en psicología en la Universidad de Hawthorn. De 1966 a 1971 fue Editor Asociado de la revista Playboy, y desde entonces ha escrito más de 26 libros de divulgación. Tal vez es más conocido por ¡Illuminatus!, una trilogía de ciencia ficción clásica que coescribió junto a Robert Shea. La Trilogía del Gato de Schrödinger fue llamada "la más científica de todas las novelas de ciencia-ficción" por la revista New Scientist, y ha sido reimpresa en muchos idiomas. En el ámbito de la filosofía social, Bob escribió libros como Detonador Cósmico, Prometeo Ascendiendo, y The New Inquisición (…) Bob ha aparecido como comediante de stand-up en muchos clubes de todo el mundo, y regularmente realiza seminarios en centros New Age como el Instituto Esalen. Ha publicado mucha poesía y en 1986 fue invitado por el gobierno noruego al Festival Internacional de Poesía de Oslo.

 

Bob también ha actuado en colaboración con The Golden Horde en un disco de punk rock titulado The Chocolate Biscuit Conspiracy, y en un disco humorístico llamado Secrets of Power. Su obra teatral Wilhelm Reich in Hell se presentó en el Teatro Edmund Burke en Dublín en 1986, y muchas otras salas. Actualmente vive en Santa Cruz, donde continúa escribiendo y coeditando la  revista futurista Trajectories con su esposa Arlen. Entrevistamos a Bob en la tarde del 18 de junio de 1989 en su domicilio anterior en el oeste de Los Angeles. Como un diablillo perspicaz con acento de Brooklyn y ojos chispeantes, Bob nunca deja de tener una broma en la manga. Es un bromista alegre con un talento alquímico para mezclar los mitos culturales. Habló con nosotros acerca de la conspiración Illuminati, las máquinas cerebrales, la sincronicidad, el misticismo y la ciencia, la nanotecnología, la ecología, los extraterrestres, y la misteriosa conexión mítica entre Satán y Santa Claus.

 

David Jay Brown

 

 


 

Rebecca McClen Novick: ¿Qué fue lo primero que provocó tu interés en la ampliación de la conciencia?

 

ROBERT: Science and Sanity de Korzybski. Yo estaba en la escuela de ingeniería y tomé el libro en la Biblioteca Pública de Brooklyn. Hablaba de los diferentes niveles de organización de los circuitos cerebrales animales, circuitos humanos, etc. Y se refería mucho a volver a un nivel no verbal y ser capaz de percibir sin hablar con nosotros mismos mientras percibimos.

 

Era 1957. Yo estaba muy interesado en el jazz en ese momento, y le conté a un amigo negro sobre algunos de los ejercicios de Korzybski para llegar al nivel no verbal, y me dijo: "Oh, a mí me pasa eso cada vez que fumo marihuana." Me interesé. Le dije: "¿Tienes algún porro?, te lo compro". Y él dijo, "Oh, qué diablos, te lo regalo." Y entonces fumé.

 

Me encontré mirando un cuarto de dólar que encontré en mi bolsillo y me di cuenta de que no había observado un cuarto en veinte años, no en la forma en que un niño lo hace. Así que decidí que la marihuana estaba haciendo más o menos lo mismo que Korzybski estaba tratando de hacer con sus ejercicios. Luego, poco después, fui a una conferencia a cargo de Alan Watts y me di cuenta de que el Zen, la marihuana y Korzybski relacionaban las mismas transformaciones de la conciencia. Ese fue el comienzo.

 

David Jay Brown: Muchos de tus libros tratan de una sociedad secreta llamada los Illuminati. ¿Cómo comenzó tu fascinación por esta organización?

 

ROBERT: Fueron Greg Hill y Kerry Thornley, fundadores de la Sociedad Discordiana, que se basa en la adoración de Eris, la diosa del caos, la discordia, la confusión, la burocracia y las relaciones internacionales. No tienen dogmas, sino catmas. El catma es que, de un modo u otro, todo en el universo se relaciona con el número 5, dada la suficiente ingenuidad por parte del intérprete. Descubrí que la Sociedad Discordiana era la religión más satisfactoria que había encontrado hasta ese momento, así que me convertí en Papa Discordiano. Esto se logra al excomulgar a todos los Papas Discordianos que te encuentres y mediante la creación de tu propia Iglesia Discordiana. Esto se basa en las enseñanzas de Greg de que los Discordianos deben estar separados.

 

De todos modos, en 1968 Jim Garrison, el Fiscal de Distrito de New Orleans - el alegre monstruo verde de Frankenstein, como Kerry lo llamara después - acusó a Kerry ante la prensa de ser uno de los conspiradores en el asesinato de Kennedy. Garrison nunca le acusó legalmente  - no tenía pruebas suficientes para eso - así que Kerry nunca fue juzgado, pero aquello se cernió sobre él durante años. Luego entró en un estado alterado de conciencia. Estoy tratando de ser objetivo en esto. Kerry, quien sirvió en el mismo pelotón que Oswald, se convenció de que estaba involucrado en el asesinato y que cuando estaba en la Infantería de Marina, la Inteligencia Naval le había lavado el cerebro.

 

Kerry decidió que la Inteligencia Naval también le había lavado el cerebro a Oswald y a varios otros, y había estado manipulándolos durante años, como al Candidato Manchuriano. No podía recordar lo que había pasado, pero tenía un montón de sospechas. Entonces se convenció de que yo era un agente de la CIA y perdimos el contacto. Es difícil comunicarse con alguien que piensa que eres un diabólico agente del control mental y tú estás convencido de que él es un tanto paranoico.

 

En algún momento, Kerry decidió confundir Garrison mediante el envío de todo tipo de anuncios diciendo que era un agente de los Illuminati de Baviera. Eso me hizo interesar en los Illuminati, y cuanto más leía sobre ellos, más interés me causaban. Así que al final incorporamos a los Illuminati en la Sociedad Discordiana. Ya que la Sociedad Discordiana se dedica a promover el caos, decidimos que los Illuminati se dedicasen a imponer el totalitarismo. Después de todo, una sociedad Discordiana, para ser realmente discordante, debe tener su propia rama totalitaria que trabaje en contra del resto de la sociedad.

 

El Vaticano descanonizó a seiscientos santos en razón de que nunca existieron. Se deshicieron de Santa Claus y un montón de santos irlandeses. La Sociedad Discordiana los aceptó con el argumento de que no nos importa si estos santos son reales o no. Si nos gustan, los aceptamos. Y puesto que no tenían un hogar al ser expulsados de la iglesia católica, los admitimos. De la misma manera también aceptamos  a los Illuminati, ya que nadie los quiere.

 

Entonces, me autodenominé jefe de los Illuminati, lo que dio lugar a una gran cantidad de correspondencia interesante con otros jefes de los Illuminati en diversas partes del mundo. Uno de ellos amenazó con demandarme. Le dije que me reenviara su carta en FORTRAN, porque mi ordenador no la aceptaba en inglés y nunca volví a tener noticias de él. Creo que eso lo confundió.

 

RMN: ¿Quiénes crees que eran – o son - los Illuminati en realidad?

 

ROBERT: La etiqueta Illuminati ha sido utilizada por muchos grupos a lo largo de la historia. La hipótesis que creen los paranoicos de derecha es de que todos los intelectuales más importantes del siglo XVIII eran miembros de los Illuminati de Baviera, y que trabajaban para derrocar al cristianismo. No me parece que sea muy exacto, y considero que es un punto de vista muy exagerado. No me parece que Jefferson fuera un Illuminatus; simplemente tenía objetivos similares. Beethoven probablemente lo fuera, pero no Mozart. Voltaire posiblemente no lo era, a pesar de que fuera masón. De todos modos, en la medida en que los Illuminati conspirasen para derrocar el cristianismo y para establecer la democracia, estoy a favor de ello.

 

DJB: ¿Cuál era la meta de los Illuminati?

 

ROBERT: Los Illuminati históricos del siglo XVIII, a diferencia de todos los demás iluminados de los siglos anteriores, tenían como objetivos principales el derrocamiento del Vaticano, las monarquías, el establecimiento de repúblicas democráticas y brindar educación científica para todos los niños y niñas. La mayor parte de estos objetivos, en mayor o menor medida, han comenzado a alcanzarse. En comparación al estado de las cosas en el siglo XVIII, han tenido éxito en gran medida, y considero que es para bien.

 

RMN: Muchos secretos que anteriormente sólo eran conocidos por un selecto grupo de iniciados, tal vez como los Illuminati de Baviera, ahora están disponibles en la librería metafísica local. ¿Cuáles crees que sean las implicaciones sociológicas de tal intercambio de información?

 

ROBERT: Oh, me parece que es maravilloso. Pienso sinceramente que el secretismo es la causa principal de la mayoría de los males sociales. La información es el bien más valioso en el mundo. Es más, considero que la información es la fuente de toda riqueza. La teoría económica clásica es que la riqueza es creada a partir de la tierra, el trabajo y el capital. Pero si tienes un pedazo de tierra, y tienes capital, y contratas mano de obra para perforar en busca de petróleo, y no hay petróleo allí - no te harás rico. Lo que hace rico a alguien es perforar donde hay petróleo, y eso está basado en tener la información correcta. Estoy parafraseando a Buckminster Fuller aquí. Toda riqueza es información. Así pues, todos los intentos de impedir la transferencia o la transmisión rápida de información, nos están haciendo más pobres a todos.

 

DJB: ¿Por qué crees, entonces, que haya tomado tanto tiempo para que el conocimiento oculto saliera del secretismo?

 

ROBERT: Bueno, eso es debido en gran parte a la iglesia católica. Durante muchos siglos,  cualquiera que hablara de manera demasiado franca era quemado en la hoguera. Así que los alquimistas herméticos, los Illuminati, y otros grupos aprendieron a hablar en códigos.

 


DJB: ¿Así que crees que fue el miedo a la persecución, más que la sensación de que la mayoría de las personas todavía no estaban "preparadas" para la información?

 

ROBERT: Bueno, me parece que eso es una racionalización, no se puede saber quién está listo, a menos que distribuyas la información. Entonces sabrás quién está listo.

 

RMN: Las guerras en el Medio Oriente y el fundamentalismo en ascenso en Occidente han sido vistos por algunos como los gritos de agonía de la religión organizada. Sin embargo, tanto el Islam como el cristianismo han sobrevivido a muchas guerras "santas". ¿Cuál crees que será el destino de la religión organizada?

 

ROBERT: Me gustaría pensar que la religión organizada está en camino a desaparecer, pero he hecho mucha investigación sobre el siglo XVIII para mis novelas históricas. Voltaire pensaba que la iglesia católica no sobreviviría hasta el siglo XIX, y ha perdurado 200 años desde entonces. Cuando el Papa disolvió la Compañía de Jesús, Voltaire dijo que era el fin, que la Iglesia Católica se estaba cayendo a pedazos. Bueno, unos años más tarde reorganizaron a los jesuitas. Los Caballeros de Malta están a cargo de la CIA al parecer, y la iglesia católica simplemente se niega a morir. El fundamentalismo ha protagonizado una reaparición. Es fantástico.

 

Soy un gran fan de H.L. Menken. Era un crítico social muy divertido de la década de 1920. Sus libros estuvieron fuera de catálogo durante un tiempo, porque las cosas de las que se burlaba ya no existían. Ahora sus libros están regresando a la imprenta, porque todas esas cosas han retornado. Él se burlaba del mismo tipo de cosas que Jerry Falwell y Jim Bakker. Es sorprendente la forma en que regresó esta institución histórica aparentemente muerta, como el monstruo de Frankenstein. Cada vez que piensas que está muerta, se levanta de nuevo para afligirnos. El Ayatolá. Los Lobos Grises. Los Lobos Grises son los mayores traficantes de heroína en Medio Oriente porque creen que Alá quiere que ellos maten judíos y no pueden obtener suficiente dinero para comprar armas de fuego sin la venta de heroína. Eso tiene tanto sentido como la mayor parte de la teología cristiana que he oído.

 

Soy un agnóstico místico, o un místico agnóstico. Esa frase fue acuñada por Olaf Stapledon, mi escritor de ciencia ficción favorito. Cuando la leí por primera vez no significó nada para mí, pero con los años me he dado cuenta poco a poco que "agnóstico místico" me describe mejor que cualquier palabra que haya encontrado en ningún otro lugar.

 

DJB: ¿Qué tal "agnóstico trascendental"?

 

ROBERT: Si. La palabra agnóstico ha ganado la asociación de alguien que niega, pero lo que quiero decir es algo más parecido a la antigua concepción griega de la zetética. El universo me parece tan asombroso que no tengo ninguna fe en mi habilidad para comprenderlo. No creo que el estómago humano pueda digerir de todo, y no estoy muy seguro de que mi mente pueda entender todo, así que no finjo que así sea.

 

RMN: En El Cáliz y la Espada, Riane Eisler propone que se ha producido una transformación cultural de la cooperación entre los sexos al dominio del hombre sobre la mujer. Ella dice que ahora estamos en una etapa en que los hombres deben aprender de las mujeres. ¿Qué piensas sobre esto?

 

ROBERT: Curiosamente, yo fui uno de los primeros defensores de la teoría del matriarcado primordial. La conocí gracias a Robert Graves, cuando estaba en la escuela secundaria. Leí La Diosa Blanca, y luego se me ocurrió leer un libro poco conocido de un psiquiatra escocés llamado Ian Suttie llamado Los Orígenes del Amor y el Odio, en el que se utilizaba el modelo de la historia evolucionando del matriarcado al patriarcado y de nuevo al matriarcado. Algunas de estas ideas han quedado rondando en mi cabeza durante unos cuarenta años.

 

Actualmente estoy de acuerdo con Eisler. No hay ninguna evidencia de matriarcado. Hay evidencia de una sociedad conjunta. Ha comenzado a hacerse evidente durante los últimos doscientos años. Arlen llama a esto "retroalimentación de la edad de piedra." Como la civilización europea conquistando y explotando al Tercer Mundo, y las ideas de estos lugares yendo a la deriva hasta Europa. Diderot, Voltaire, Rousseau, todo el movimiento de la Ilustración fue influenciado por las ideas de los "primitivos" que tienen un modo de vida más natural y más feliz que nosotros. La democracia, el socialismo, el anarquismo, y todas las ideas radicales de los últimos doscientos años, se inspiraron en el estudio de las culturas arcaicas de los primeros informes proto-antropológicos.

 

He sido un defensor de la sociedad conjunta desde hace años, antes de que Eisler utilizara ese término. El término que yo usaba era "asociación voluntaria", que viene de la tradición anarquista estadounidense. Esta era una escuela de anarquistas filosóficos en Nueva Inglaterra en el siglo XIX de la que se sabe muy poco. Quedé fascinado por ellos en los años sesenta y leí la mayoría de sus libros. La idea de la asociación voluntaria migró a Europa y se convirtió en el sindicalismo, sólo que los sindicalistas le agregaron la idea de derrocar el sistema existente mediante la violencia, por lo que la idea adquirió una mala reputación. Considero que la idea básica de la asociación voluntaria, o conjunta, es la dirección a la que debemos apuntar. Es la forma más humana, justa, equitativa, digna e inteligente de la sociedad.

 

RMN: ¿Tienes esperanza de que podamos lograrlo?

 

ROBERT: Sí, así es, a pesar de la evidencia que vemos en todos los lados de estupidez, ignorancia, fanatismo y el deseo aparentemente inagotable de las masas de ser pisoteados por megalómanos y por figuras paternas. Veo los últimos doscientos años como una búsqueda asombrosa, a tientas, y tambaleante hacia una sociedad conjunta.

 

RMN: Riane Eisler no aborda la masculinidad del Diablo - el hecho de que en esta sociedad, el lado oscuro y el lado luminoso de la energía espiritual se representan como masculinos. ¿Tiene alguna idea acerca de eso?

 

ROBERT: tienen algunas contrapartes femeninas oscuras. Ahí está la Lilith, el demonio femenino, y enterrado en el judaísmo está la Shekinah, el aspecto femenino de Dios. Estoy más interesado en la forma en que el diablo se infiltró en el cristianismo disfrazado de Santa Claus. Muy pocas personas se dan cuenta de que los arquetipos son los mismos. Es el viejo dios pagano de fertilidad. Satán es una caricatura creada por la iglesia cristiana, pero el dios de la fertilidad regresó como Santa, y viste el mismo traje rojo que el Diablo. Los nombres Satán y Santa están formados por las mismas letras; sólo mueve una y has cambiado de Santa en Satán.

 


RMN: Eso es interesante. El diablo y la sexualidad están correlacionados en la mente de muchas personas. Las autoridades religiosas y políticas han tratado constantemente de controlar la sexualidad humana y cortar la libertad individual de raíz. ¿Cómo ves la evolución del rol de la sexualidad en el futuro?

 

ROBERT: justamente ayer estaba leyendo el libro de Jean Shinoda Bolen Gods in Everyman, y me encontré con algo de mí en Hades, aunque era un yo de la adolescencia y a principio de mis veintes. También veo partes de mí mismo en Hermes, pero veo una gran cantidad de Dionisos. Mis sentimientos místicos y mis sentimientos sexuales están tan juntos que me resulta difícil de entender cómo hizo la sociedad occidental para separarlos. Pero eso sólo sirve para demostrar que soy un tipo dionisíaco. Nuestra sociedad está a cargo de figuras tipo como Zeus y Apolo, tipos para quienes la separación es perfectamente natural.

 

RMN: ¿Crees que la sociedad está evolucionando hacia un carácter más dionisíaco?

 

ROBERT: Si. Lo viene haciendo desde los años sesenta. Woodstock fue un festival dionisíaco - fue el renacimiento de Dionisos - y de inmediato algo se destapó ¡Mi dios, Dionisos está suelto! El Rey Penteo llamó inmediatamente a la policía. La religión dionisíaca había entrado en su reino y trató de aplastarla, pero fue destrozado por su propia madre. Esa es una advertencia de lo que sucede cuando se intenta suprimir a Dionisos; es uno de los mitos griegos clásicos. Mira lo que le pasó a Nixon - quedó destrozado. El único presidente que se vio obligado a dimitir. Reagan salió ileso, pero todavía tengo la intuición de que será repudiado. Me parece que con el tiempo la gente va a estar tan disgustada con Reagan como lo estaba con Nixon. Incluso tuve grandes esperanzas de que George Bush fuera sometido a juicio político. Por supuesto, él usó a Quayle como seguro de impugnación, pero tengo una fuerte sospecha, basándome en Confucio, de que la disminución general de la moral y las costumbres de este país, el aumento general en el factor de inmoralidad en la vida americana, la corrupción generalizada y la deshonestidad, son todos debido al hecho de que la gente como Nixon y Agnew se salen con las suyas. Tenían filmaciones de DeLorean traficando cocaína. Cuando me enteré de esto, dije: "Un hombre con tanto dinero no va a ser condenado, ni siquiera aunque lo hayan filmado." Y no lo fue.

 

Una vez que todo el mundo se da cuenta de que los ricos pueden cometer cualquier delito y salirse con la suya, entonces la actitud general es: "Bueno, ¿por qué no hacemos lo mismo?" La base de toda la sociobiología de Confucio es: cuando la clase dominante es decente, honorable, y erudita, el pueblo estará bien dispuesto; cuando el gobierno son un montón de ladrones sinvergüenzas, el pueblo se convertirá en un montón de ladrones sinvergüenzas.

 

Hemos visto mucho de eso, y la única esperanza que puedo ver es que algunos de los malhechores en las altas esferas sean castigados para que el sentido de justicia y orden se restablezca en el país. No soy una persona vengativa y tengo una gran compasión, incluso para Nixon y Reagan, pero creo que algunas de esas personas tienen que ir a la cárcel para restaurar la idea de que hay justicia en el universo.

 

RMN: Los torbellinos de éxtasis de los años sesenta, para muchos, se han transformado en una suave brisa. ¿Cuáles crees que fueron los efectos fugaces y duraderos de este fenómeno cultural, y cómo ha evolucionado tu actitud desde entonces?

 

ROBERT: Bueno, estábamos hablando sobre eso esta mañana. ¿Qué sobrevivió de los sesenta? ¿Qué sobrevivió en diferentes formas? Creo que Bucky Fuller dio en el clavo. Dijo, en 1972, que las personas más brillantes se dieron cuenta de que hay maneras más eficaces de cuestionar al sistema que salir a la calle y poner sus cabezas bajo los garrotes de la policía. Así que se hicieron más sutiles. La gente está trabajando en diferentes niveles y de diferentes maneras, y se ha vuelto menos beligerante, pero sí creo que hay todavía una gran cantidad de personas que trabajan por los ideales de los años sesenta.

 

DJB: ¿Quieres decir como en la industria del cine?

 

Robert: Si, y en la televisión, en la informática, en los bancos, en todos lados.

 

DJB: ¿En serio? ¿En los bancos?

 

ROBERT: Si. He conocido a un par de banqueros que realmente son personas muy en la onda.

 

DJB: Tanto Timothy Leary como Aleister Crowley han desempeñado papeles similares en la historia y ambos ejercieron una influencia significativa en la evolución de tus sistemas de creencias. Cuéntanos sobre el efecto que estas dos personas han tenido en tu comprensión de la conciencia.

 

ROBERT: Bueno, Crowley era un individuo tan complicado que todo el mundo que lo lee tiene a un Crowley diferente en la cabeza. Hay un millón de Aleister Crowleys, dependiendo de qué parte de él las personas sean capaces de comprender e integrar. Crowley, como el líder de los Illuminati, la Astrum Argentum, y la Ordo Templi Orientis (OTO), continuó el proyecto de derrocar al cristianismo y añadió su propio toque reviviendo el paganismo (lo cual se remonta a Giordano Bruno, que quería hacer lo mismo). Crowley es una figura interesante y ha tenido un mayor impacto histórico que el que la mayoría de la gente piensa. El movimiento neopagano es más grande de lo que todo el mundo cree, a excepción de los fundamentalistas, que piensan que es un movimiento satánico - que desde su punto de vista, supongo que lo es.

 

El Crowley que me interesa es el Crowley científico. Viajó por todo el mundo, se inició en toda sociedad secreta que pudo, estudió todos los sistemas ocultistas, estudió el sufismo en África del Norte, el taoísmo en China, el budismo en Ceilán y trataba de entender todos estos sistemas en términos de la química orgánica y la fisiología. Él sentó las bases para el estudio científico de la mística y la alteración de la conciencia. Ese es el Crowley que me fascina - Crowley el científico, que coexistió con Crowley el místico, Crowley el poeta, Crowley el aventurero y Crowley la Gran Bestia.

 


RMN: La Golden Dawn, en la cual Crowley se inspiró ampliamente, fue una escuela mística que sigue viva hoy en día. ¿Consideras que este sistema ha sido capaz de permanecer lo suficientemente flexible para adaptarse a las modificaciones culturales y psicológicas que se han producido desde que la Orden se estableciera?

 

ROBERT: Hay varias Golden Dawn, como hay varias OTO y varios Illuminati y así sucesivamente. Todas estas cosas están fraccionadas, y por supuesto, todo quien tenga sed de poder y se involucra en esto dice ser el líder de los verdaderos y auténticos Jefes Secretos. La Golden Dawn que me parece más interesante es la de la cual Christopher Hyatt es la cara visible. Él es un psicólogo clínico totalmente calificado con una buena formación en las terapias junguiana y reichiana y una gran cantidad de conocimientos teóricos de la psicología general.

 

Fue entrenado en el sistema de la Golden Dawn por Israel Regardie, que también fue psicólogo y místico. Creo Hyatt sabe lo que está haciendo, creo que tiene la cabeza bien puesta. No tiene delirios de grandeza. No es una prima donna y no está atado a las conductas desviadas y aberrantes  que suelen ser algo crónico en el mundo del ocultismo. ¿Cuáles son los objetivos de la Golden Dawn? Liberar todo el potencial positivo de los seres humanos.

 

RMN: ¿Cuáles son los métodos implicados?

 

ROBERT: La Golden Dawn original de la década de 1880 utilizaba la magia cabalística. Crowley lo retocó para incluir el yoga y un poco de sufismo. Regardie lo revisó para incluir una gran cantidad de metodología reichiana, y la insistencia de que todo el que entrara en la Orden debía realizar psicoterapia primero. Se dio cuenta de que las personas que se involucran en un trabajo de tipo cabalístico, especialmente en la tradición de la Golden Dawn, que no han hecho psicoterapia, son propensas a enloquecer o a entrar en pánico. Regardie también insistió en que debían aprender Semántica General, lo cual es interesante ya que fue la Semántica General lo que me acercó al estudio de la conciencia alternativa.

 

RMN: ¿Por qué Regardie quiso incluirla?

 

ROBERT: La Semántica General es un sistema muy útil para aclarar tu pensamiento. Si entiendes las reglas de la semántica general, eres más o menos inmune a la mayoría de los errores usuales en esta etapa de la civilización. Una de las reglas de la semántica general es evitar el es de la identidad, que es una regla que acabo de romper cuando dije "la Semántica General es..." Es muy difícil evitar el es de la identidad en el discurso. Todos lo usamos todo el tiempo. Me estoy volviendo muy hábil para evitarlo en mi escritura. Cuando estás tratando de averiguar “¿qué diablos anda mal con mi forma de pensar? ¿Por qué no puedo llegar al fondo de todo esto? ¿Por qué estoy confundido con este problema?”, escríbelo, sácale todos los "es", y reformúlalo de alguna otra manera. Descubrirás que tu pensamiento se ha aclarado enormemente.

 

Es como el célebre problema de la física cuántica en la década de 1920. El electrón es una onda. El electrón es una partícula. Esas dos cosas se contradicen entre sí totalmente, lo que llevó a muchos físicos a decir que el universo no tiene sentido, el universo es irracional y así sucesivamente. Si lo reformulas sin el "es" de la identidad, no hay paradoja en absoluto. El electrón se ve como una onda cuando lo medimos de cierta manera. El electrón se ve como una partícula cuando lo medimos de otra forma. No hay ninguna contradicción. Hay un montón de otras ideas en la semántica general que son igualmente útiles para aclarar tus pensamientos.

 

(Continuará…)

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada